Homenaje a Pedro Nel Osorno Ospina, líder campesino y político de Antioquia. 28 años de impunidad

“Un hombre sin miedo, ni cobardía”, así describe María Elifia Ospina a su hijo desaparecido hace casi tres décadas. “Siempre tuvo una voz y una acción frente a las injusticias (…) su compromiso con los más desposeídos fue siempre contundente y muy comprometido”, recuerda por su parte Lucía Osorno, hermana de Pedro Nel y encargada de editar un libro de memorias sobre su hermano, que se presentará este 12 de mayo en Medellín. La publicación ha sido escrita por familiares y compañeros de quien fue secretario general de la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos (ANUC) y activista de ¡A Luchar! y de Pan y Libertad, en el departamento de Antioquia.

 

 

Este 13 de mayo se cumplirán 28 años desde la última vez que se supo algo de Pedro Nel Osorno. Pero sus familiares y amigos no están dispuestos a olvidar. Por ello, han organizado un acto conmemorativo el viernes 12 de mayo en la ciudad de Medellín, en el Auditorio CONFIAR (Cll. 52 # 49 - 40), a las 3:00 p.m. El evento contará con la participación de familiares y amigos de Pedro que compartirán los recuerdos de quien es descrito por su hermana como “un ser muy comprometido con la causa social (...) muy solidario, con una sensibilidad muy grande con los más pobres”.

 

 

Además, se hablará de otros casos de víctimas de desaparición forzada. “No es solo la memoria de mi hermano, es la memoria de muchas otras víctimas la que queremos contar al mundo”, dijo Lucía Osorno, miembro del capítulo Bogotá del Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado (Movice).

 

 

Pedro fue visto por última vez cerca a las 6:30 de la tarde cuando llegaba a la comunidad de Farallones, municipio de Bolívar, una remota región situada al sudoeste del departamento de Antioquia. Aquella tarde de su desaparición, Pedro viajaba con Dora Bolívar, una joven de 16 años de edad, cuyo cadáver fue encontrado al día siguiente en la localidad de Peñalisa, municipio de Salgar, mostrando señales de tortura, según detalla Amnistía Internacional en un comunicado de Acción Urgente emitido el mismo año del suceso.

 

 

“A él lo desaparecieron en la entrada de farallones, a él el Grupo Operativo Especial de Seguridad (GOES) lo cogió y de ahí desaparecido totalmente”, dice Lucía Osorno, “De él no sabemos nada. En la Fiscalía tenemos el proceso, pero como todos los casos de desaparición forzada, [está] en la total impunidad”.

 

 

 

Antioquia