Comunicados

[CARTA AL CONGRESO] La Mesa Nacional de Participación Efectiva de Víctimas no puede ser el único espacio de representatividad de las víctimas en los debates legislativos

Bogotá D.C., 27 de enero de 2017

 

 

Ref. La Mesa Nacional de Participación Efectiva de Víctimas no puede ser el único espacio de representatividad de las víctimas en los debates legislativos

 

 

Honorables congresistas,

 

 

Bogotá, 11 de octubre de 2016.- El Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado (Movice) celebra la instalación de la mesa pública de negociaciones entre el Gobierno nacional y el Ejército de Liberación Nacional (ELN), el próximo 27 de octubre en Quito (Ecuador), como una oportunidad para alcanzar la paz completa y dar continuidad a los procesos de verdad, justicia y reparación, en los que las víctimas han de seguir siendo el centro de todo acuerdo.

Su participación es la clave de un proceso incluyente y respetuoso con aquellos y aquellas que más han sufrido los vejámenes del conflicto armado y la violencia sociopolítica en nuestro país.

Es especialmente importante que se incluya y reconozca públicamente a las víctimas de crímenes de Estado, así como a los múltiples actores y causas que durante décadas han perpetrado y alimentado el conflicto armado interno y han promovido políticas sistemáticas de persecución contra líderes sociales y movimientos políticos. Sólo así se garantizará que NUNCA MÁS en Colombia el Estado sea perpetrador de crímenes y violaciones a los derechos humanos.

Comunicado a la opinión pública de la organización de ejecuciones extrajudiciales del Eje Cafetero - Voces Unidas Exigiendo Justicia y suscrito el Movice Caldas

 

6 de Octubre de 2016

 

La Organización  de Victimas de Ejecuciones Extrajudiciales del Eje Cafetero “Voces Unidas Exigiendo Justicia” sentimos un profundo dolor por la decisión tomada por el país el pasado 2 de octubre de 2016, demostrando su indiferencia generaliza frente al dolor de las víctimas quienes anhelábamos la construcción de paz y la posibilidad de justicia, verdad, reparación y no repetición.

 

Buenos días,

 

¡NUNCA MÁS GUERRA, PAZ YA!

 

Nos convoca el amor por nuestro país y por quienes han sufrido la guerra. Creemos en la esperanza de construcción de un futuro mejor para todos y todas y, por ello, nos mantendremos unidos y en movilización permanente por la defensa de la paz.

 

La extraordinaria jornada vivida en muchos sitios del país el pasado 5 de octubre, convocada y desarrollada con los y las jóvenes, nos inspira. Nos convoca el compromiso con las víctimas del conflicto armado, centro del acuerdo alcanzado en La Habana, y quienes nos han dado una lección de resistencia y capacidad de perdón, que anticipa un futuro de reconciliación.

 

Rodeamos el acuerdo alcanzado en La Habana y reconocemos el esfuerzo que durante 5 años realizaron las FARC-EP y el Gobierno, que llevaron al cierre de una negociación que va a permitir la construcción de una paz estable y duradera.

 

Ante el desconcertante resultado del Plebiscito por la Paz, celebrado el pasado domingo 2 de octubre, las organizaciones de víctimas y de derechos humanos del departamento de Antioquia, abajo firmantes, expresamos a la opinión pública nacional e internacional lo siguiente:

 

1. Después de cuatro años de negociación, el Gobierno Nacional y la guerrilla de las FARC, llegaron a un Acuerdo Final para poner fin a la confrontación armada e implementar propuestas para superar inequidades históricas ligadas al conflicto, tales como la concentración de la tierra, la exclusión política y la violación de derechos humanos. Dicho Acuerdo, no solo representa las expectativas de las partes en la Mesa de Negociación, también recoge ampliamente las propuestas de las organizaciones de víctimas presentadas en la Mesa para garantizar los derechos a la verdad, la justicia, la reparación integral y las garantías de no repetición.

 

Bogotá, D.C., octubre 5 de 2016

 

 

Doctor

JUAN MANUEL SANTOS CALDERÓN

Presidente de la República

 

 

 

Señor Presidente,

 

Antes de iniciar la discusión del punto 5 de la agenda de negociaciones, su Gobierno y las FARC-EP adoptaron una “declaración de principios” que sirvió como brújula para asegurar la satisfacción integral de los derechos de las víctimas a la verdad, la justicia, la reparación y la no repetición.

 

De igual manera comprometió su palabra ante el mundo al asegurar que las víctimas seríamos el centro del acuerdo. Por ello, se abrieron varios escenarios de participación que se tradujeron en cientos de testimonios y propuestas recibidas por los negociadores en foros, audiencias y visitas de delegaciones de víctimas a La Habana, algo que no sucedió, por ejemplo, cuando se diseñó e implementó la Ley 975 de 2005.

 

Bogotá, 25 de agosto de 2016.- El Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado (Movice) celebra el acuerdo de paz alcanzado entre el Gobierno colombiano y las FARC-EP, como un hecho histórico que deja sentadas las bases para la construcción de un nuevo país con justicia social y cimienta el camino para una paz estable, duradera y sostenible.

 

Páginas

Suscribirse a RSS - Comunicados