Denuncias PúblicasUncategorized

Denunciamos atentado contra líderes campesinos del Catatumbo

El Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado capítulo Norte de Santander denuncia ante la comunidad nacional e internacional que en hechos ocurridos en la mañana de hoy en el corregimiento de La Gabarra, municipio de Tibú, resultaron heridos dos miembros de la Asociación Campesina del Catatumbo (ASCAMCAT), organización perteneciente al Movice en esa región.

El día de hoy, 26 de febrero de 2015, a las 7:20 a.m., en la parte baja del barrio 11 de noviembre, unos hombres que se movilizan en una camioneta color gris, dispararon en contra del señor Francisco Cuesta, miembro de ASCAMCAT y la señora Teresa Ramírez, reconocida comerciante de la zona. Posteriormente, los hombres abandonaron la camioneta en la vía que conduce de La Gabarra hacia Tibú.

Las dos personas recibieron cuatro disparos en el estómago y luego de los hechos fueron trasladadas al puesto de salud de La Gabarra, donde no existía forma de brindarles atención, pues no hay médico en la zona. Debieron esperar más de seis horas para ser trasladados a la ciudad de Cúcuta, donde son atendidos en este momento.

ASCAMCAT trabaja por la vida, la permanencia en el territorio, en defensa de la tierra y por la paz con justicia social. En meses anteriores, había denunciado la presencia de grupos de paramilitarismo en la Gabarra y la región.

Exigimos

A las autoridades que se les brinde la adecuada atención médica y demás medidas que garanticen la integridad física de Francisco Cuesta y de Teresa Ramírez. Responsabilizamos al Estado por los hechos que por acción u omisión le puedan causar perjuicios a la vida de estas personas.

Pedimos respeto por la vida y la seguridad de los pobladores de La Gabarra, en especial por quienes hacen parte del proceso organizativo campesino y se dedican a la labor de la defensa de los Derechos Humanos, la permanencia en el territorio y que trabajan por la paz con justicia social.

Que el gobierno de Juan Manuel Santos se pronuncie rechazando estos hechos y reconociendo el trabajo legítimo de defensoras(es) de derechos humanos, como medida política de protección.

Que la Fiscalía General de la Nación asegure la realización de una investigación exhaustiva sobre la autoría de este atentado y que arroje resultados concretos.

Agradecemos a la comunidad nacional e internacional pronunciarse para que el Estado colombiano garantice la integridad del señor Francisco Cuesta y de la señora Teresa Ramírez.