ActualidadComunicadosDerechos HumanosNoticiasPronunciamientos

Rechazamos los ataques sistemáticos a víctimas y a organización integrantes y/o acompañantes del Movice

COMUNICADO PÚBLICO

Durante los últimos 5 meses, el Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado – Movice ha sido víctima de una serie de amenazas y seguimientos ilegales por parte de grupos al margen de la ley en contra de integrantes o acompañantes de nuestros Capítulos regionales, así como un intento de ingreso a nuestras instalaciones en la ciudad de Bogotá.

Estos hechos sistemáticos, que rechazamos con total vehemencia pues afectan la integridad física y psicológica de las víctimas integrantes del Movice y de las organizaciones integrantes y/o acompañantes, han sido debidamente denunciados ante las instituciones del Estado correspondientes sin que percibamos que existe la celeridad necesaria para que se identifique a los autores materiales e intelectuales de los hechos y, fundamentalmente, para generar garantías de no repetición que posibiliten que la labor desarrollada por el conjunto de nuestra plataforma de víctimas pueda llevarse a cabo en condiciones de seguridad.

La última de las amenazas ha sido la que sufrimos en el mes de octubre en la ciudad de Bogotá en contra de dos de nuestros Voceros Nacionales y sus familias por parte del Bloque Capital de las Águilas Negras, quienes, mediante un panfleto dirigido a una de las mesas de víctimas que existe en la ciudad, amenazan de muerte a 25 personas y sus familias. Ante esta situación, una de nuestras voceras instauró la denuncia penal ante la Fiscalía General de la Nación, denuncia que fue recibida, tramitada y posteriormente archivada por esta entidad con absoluta celeridad.

Lo anteriormente mencionado, pone en evidencia de la reiteración sistematicidad de hechos que afectan de manera recurrente al movimiento, además de manifestarse una constante revictimización a quienes han vivido los efectos del conflicto armado, la criminalidad estatal y la violencia sociopolítica. Así mismo, se hace manifiesta la falta de garantías que debe dar el Estado colombiano para el ejercicio de la defensa de los derechos humanos y en especial los derechos de las víctimas.

Consideramos que en un país democrático ninguna acción justifica la existencia de ataques por parte de organizaciones al margen de la ley y, mucho menos, la defensa de los derechos humanos y que el Estado está en mora de implementar de manera efectiva los acuerdos en los que la participación política, la dignidad y los derechos de las víctimas son elementos fundamentales.

El Movice orienta sus esfuerzos a la materialización de los derechos de las víctimas a la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición. Por lo anterior, invitamos a la sociedad a rodear a las personas y organizaciones políticas y sociales que son declaradas objetivo militar por los grupos paramilitares, pues el acompañamiento y la unidad brindan la fortaleza para contribuir a que estos ataques no sean consumados y posibilitan que la construcción de la paz estable y duradera en nuestro país pueda llevarse a cabo.

Llamamos a las autoridades competentes (Gobierno Nacional, Fiscalía General de la Nación y Policía Nacional) a tomar las acciones pertinentes en aras de esclarecer estos hechos, proteger a las víctimas y generar garantías que contribuyan a que los ataques cometidos no se repitan en contra de ninguna víctimas integrantes del Movice y/o en contra de organizaciones sociales vinculadas al Movimiento de Víctimas o acompañantes de nuestra labor.

Alertamos a la comunidad nacional e internacional en atención a que esta es la cuarta amenaza que afecta al Movice a nivel nacional en los últimos cinco meses. Las víctimas de crímenes de Estado estamos comprometidas con la implementación de los Acuerdos de Paz pues vemos en este la posibilidad de avanzar en el restablecimiento de nuestros derechos, el tránsito hacia la paz y el fortalecimiento de la democracia. Sin nosotras tal propósito es inviable, razón por la cual vemos con preocupación que, continuamente, se propenda por generar acciones que se orienten a amenazar nuestra activa participación en este proceso.

Descargalo en PDF